Funcionarios trabajando en casa

La pandemia que inició en marzo de 2020 y que continúa en nuestro país ha sido un gran reto en todos los ámbitos de nuestra vida, particularmente en el sector laboral. Algunas empresas redujeron su personal al mínimo para poder continuar con sus funciones, otras cerraron completamente su actividad durante el periodo de emergencia y otras siguieron operando con mayores cuidados para evitar daños a la salud de su personal.


De igual forma, la emergencia sanitaria por COVID-19, ha acelerado la implementación de modalidades de trabajo que permitan la flexibilidad de la relación laboral. Actualmente, empresas como Xerox, IBM, Axxa Seguros y Dell, ya establecieron un sistema de trabajo en casa, permitiendo a sus trabajadores al menos un día a la semana realizar su actividad laboral en su hogar.


Por su parte, dependencias gubernamentales, comenzaron a utilizar el llamado “trabajo en casa” manteniéndose en contacto con los servidores públicos diariamente, con la finalidad de no cerrar la actividad gubernamental y resguardando así la salud del personal.


El trabajo desde casa ofrece beneficios claros como los siguientes:


  • Ahorro de tiempo y dinero: trabajar desde casa implica un gran ahorro de tiempo y dinero invertido en transporte y alimentos.

  • Mayor productividad: el trabajo desde casa genera menores distracciones y permite combinarse con el tiempo personal. Los trabajadores remotos son 20% más productivos en términos de creatividad.

  • Mejor comunicación: los trabajadores remotos se comunican de manera más efectiva y con un propósito específico cuando necesitan trabajar en equipo.

  • Demostrar confianza: Permitir a los empleados trabajar remotamente demuestra confianza en el trabajo independiente.


Además de evitar los riesgos de contagio asociados a la pandemia, también;


  • Tan solo en la Ciudad de México, la Administración Pública Federal renta 108 inmuebles para 29 Secretarías de Estado y organismos, cuyo pago anual en 2019 ascendió a más de 2 mil 81 millones 864 mil pesos. Si bien esta cifra fue menor en 2020 al disminuir la cantidad de inmuebles rentados a 30, el costo sigue siendo alto para la Administración Pública Federal, son 1 mil 207 millones 20 mil 992 pesos anuales.


  • Ayuda a reducir el tráfico y la contaminación por el uso de los automóviles: De acuerdo con el índice internacional de congestionamiento vial medido por la empresa holandesa de tecnología TomTom, la Ciudad de México se ubica como la más saturada del planeta. La posibilidad de que un habitante se tope con un embotellamiento durante las horas pico de la mañana es de 97%, mientras que en las de la tarde es de 94%.


  • Beneficia a las familias: El trabajo en casa o teletrabajo es una alternativa efectiva para que madres y padres de familia atendieran sus responsabilidades domésticas con mejores condiciones, compartiendo el cuidado y la educación de los hijos.


A lo largo de la pandemia por COVID 19 se ha comprobado, que México está listo para un cambio en la realización de trabajos de oficina, permitiendo el teletrabajo y fomentando la convivencia familiar.


Es tiempo de generar nuevas estrategias legislativas que permitan atender problemáticas que inhiben la movilidad de las personas en las zonas metropolitanas. Es por ello que propuse una iniciativa que tiene como objeto permitir la realización del trabajo a distancia a las personas trabajadoras del servicio público, contemplados en la Ley Federal de los Trabajadores al Servicio del Estado, reglamentaria del apartado B) del artículo 123 Constitucional.




29 vistas0 comentarios